Jueves, octubre 19, 2017
Home > Opinión > Freddy Argimiro Gutiérrez
Si no quieres participar en la CONSULTA POPULAR porque adversas a la MUD, lee este artículo

Freddy Argimiro Gutiérrez
Si no quieres participar en la CONSULTA POPULAR porque adversas a la MUD, lee este artículo

1
Si usted no apoya a la MUD pero coincide con algún planteamiento o con alguna propuesta de esa organización, pues respalde puntualmente ese planteamiento o esa propuesta.
Creo que Venezuela está entrando en una etapa donde cada persona comienza a manifestar sus preferencias políticas de acuerdo a la temática que se esté analizando y no de acuerdo al sectarismo partidista o ideológico. Van quedando atrás los tiempos en que los seguidores de un movimiento o de un líder se conformaban alegre e irresponsablemente con suscribir de manera automática y en bloque los planes y los programas que les presentaban. Las organizaciones que no se adapten a esta nueva forma en que la población viene asumiendo la dinámica política quedarán rezagadas.
Amigas y amigos: expreso por este medio mi apoyo a la CONSULTA POPULAR que realizará este domingo 16 de julio nuestra Asamblea Nacional por iniciativa de las diputadas y los diputados de la Mesa de la Unidad Democrática. Para aclarar los términos en los que estoy apoyando la mencionada CONSULTA POPULAR, copiaré aquí dos párrafos que aparecen en mi artículo anterior:
Las preguntas de la CONSULTA POPULAR no están bien planteadas. Los puntos 2 y 3 son imprecisos y manipulables. Votaré porque apoyo la idea central: rescatar la democracia. Sé que no es el proceso ideal, pero ya que la dictadura no permite que se realicen elecciones, pues toca actuar con las herramientas que se tienen a mano.
Lo que está mal planteado se pudo haber hecho bien. Mi voto acompañado de este reclamo representa dos de las cosas que aspiro para Venezuela: la restitución de nuestro derecho a elegir y la restitución de nuestro derecho a disentir y a protestar.
2
Voy a reproducir en este artículo varios de los comentarios que escribí en el lapso comprendido entre la jornada de recolección de firmas para activar el referéndum revocatorio contra Nicolás Maduro y el momento actual. Son cosas que están vigentes o que se pueden adaptar a la situación que estamos viviendo:
Muchas de las personas que van a firmar (o que ya firmaron) quieren sacar a Maduro por razones distintas a las que lo mueven a usted… También hay personas que coinciden con usted y hay otras que medio coinciden con usted… Si usted va a dejar de firmar por el hecho de que no existen intenciones homogéneas entre los firmantes, y si usted considera que en un grupo humano o en un voluntariado disperso tiene que estar todo el mundo idénticamente programado, entonces no firme y renuncie a su conjunto residencial, a su club de Dominó, a su agrupación musical, a su equipo de beisbol, etc… Lárguese del planeta, pues… Jejeje…
 
3
Hasta los abstencionistas tienen una razón de peso para firmar y para ir a votar en contra de Maduro… Y es que sólo se puede ser abstencionista cuando existen elecciones frente a las cuales uno decide abstenerse… Dicho de otra manera: si no hay elecciones frente a las cuales uno pueda abstenerse, pues entonces el ser abstencionista deja de ser un derecho para convertirse en una obligación impuesta por el gobierno… Yo quiero defender mi derecho a abstenerme de votar, por esa razón rechazo que Nicolás Maduro haya eliminado los procesos electorales en Venezuela…
¡¡¡Para defender nuestro derecho a no votar, preparémonos para votar en contra de Nicolás Maduro!!!…
¡¡¡Pa’ lante con el revocatorio!!!…
¡¡¡Pa’ lante con las elecciones de alcaldes y gobernadores!!!…
 
4
Yo podría abstenerme de ir a votar en el referéndum (ese es un derecho que yo tengo)… Yo podría votar en las elecciones regionales por un partido que no tenga chance de conseguir ninguna alcaldía y ninguna gobernación (esa es mi decisión)… También podría apoyar al PSUV o a la MUD en esas mismas elecciones regionales (no lo haré, por supuesto, pero si lo hiciera no estaría infringiendo ninguna ley)…
Lo que yo no puedo hacer es quitarle a las venezolanas y a los venezolanos la posibilidad de que voten, la posibilidad de que se abstengan y la posibilidad de que las opciones o las candidatas y candidatos de cada quien ganen o pierdan… Y eso es lo que está haciendo el gobierno…
Defender o rechazar la democracia: “he ahí el dilema”…
Maduro y el resto del chavismo oficial representan el rechazo a la democracia… ¿Dónde te ubicas tú?…
Ojo: se entiende que la democracia no es sólo ir a votar, pero tener la alternativa de votar es esencial en una democracia…
5
La mayoría del pueblo venezolano quiere revocarle el mandato a Nicolás Maduro…
La mayoría del pueblo venezolano quiere cumplir (y ha venido cumpliendo) con los requisitos que exige la Constitución para activar el referéndum…
La mayoría del pueblo venezolano considera que a través del voto podremos comenzar a construir nuevos y mejores escenarios de convivencia… Sabiendo todo esto, Nicolás Maduro canceló (con la complicidad del TSJ y el CNE) los procesos electorales que estaban pautados para este año…
Yo quiero que se celebren en el 2016 las elecciones para alcaldes y gobernadores y el referéndum revocatorio… Tú también quieres eso… Nosotros (la mayoría de los hombres y la mayoría de las mujeres del pueblo venezolano) también queremos eso…
Democracia o gobierno de facto, he ahí uno de los dilemas que debe encarar la Venezuela de hoy… Hay, por su puesto, otros dilemas, pero esos otros dilemas no podrán ser afrontados satisfactoriamente en el marco de un gobierno de facto…
 
6
El gobierno está impidiendo que se realice el referéndum…
El gobierno está impidiendo que se efectúen las elecciones de alcaldes y gobernadores…
El gobierno está impidiendo que se lleve a cabo la auditoría pública ciudadana…
El gobierno está impidiendo que se debata en los medios de comunicación el tema del Arco Minero…
El gobierno está impidiendo que el pueblo tenga acceso a la información relacionada con los miles de millones de dólares que se esfumaron a través de CADIVI…
Resumiendo: el gobierno está impidiendo la participación popular y la contraloría social…
En síntesis: el gobierno está impidiendo la democracia…
En pocas palabras: esto es una dictadura del siglo XXI…
 
7
Para que el referéndum revocatorio y las elecciones de alcaldes y gobernadores se puedan efectuar, y para evitar que el gobierno le abra las puertas de Venezuela a las trasnacionales que pretenden colonizar nuestra región guayanesa a través del Arco Minero del Orinoco es imprescindible que todas las oposiciones (o la mayoría de ellas) se unan… Eso incluye a simpatizantes de la MUD, a simpatizantes del chavismo crítico y a simpatizantes de la izquierda no chavista… Si eso no se logra Nicolás Maduro podría terminar su mandato y el territorio nacional podría quedar reducido, hipotecado y contaminado…
8
Electoralmente hablando yo no apoyo ni a la MUD ni al PSUV, pero en medio de las circunstancias actuales me parece incorrecto meter a ambos grupos en el mismo saco. Prefiero un gobierno de la MUD surgido de un proceso electoral que una dictadura del PSUV surgida de la consolidación del golpe de Estado que el chavismo oficial viene dando en cámara lenta desde el año pasado.
9
“Señores: la democracia no es que nos dejen votar. Manipular con la prensa no se llama libertad. Y si al pueblo lo encandilan con propaganda oficial, llámelo usted soberano, yo lo llamo encandila’o” (Alí Primera)… ¿Qué le diría hoy en día Alí Primera a este gobierno que aparte de manipular con la prensa y encandilar con propaganda oficial no nos deja votar?…
 
10
No soy del PSUV ni estoy interesado en serlo…
No soy de la MUD ni estoy interesado en serlo…
No soy antichavista, simplemente no soy chavista…
No soy antimudista, simplemente no soy mudista…
Reconozco que el PSUV y la MUD tienen derecho a existir y que no tienen derecho a negarle ese derecho (valga la redundancia) a otras organizaciones políticas…
Rechazo todo acto de represión, amedrentamiento y chantaje que sea cometido por cualquier institución en contra de cualquier persona…
Rechazo todo acto de violencia que sea cometido contra los dirigentes o seguidores del PSUV, la MUD o cualquier otro partido…
11
Se vale marchar, tocar cacerolas y exigir la realización tanto del referéndum revocatorio como de las elecciones de alcaldes y gobernadores… Pero ojo, no debemos ni agredir ni hostigar ni incomodar a nadie… Está claro que la mayoría del pueblo venezolano quiere salir de este gobierno a través de las vías que ofrece la Constitución… La presión tenemos que ejercerla sobre los Poderes Públicos y las Instituciones del Estado y no sobre ese pequeño o mediano sector de la población que aún apoya (y cada vez con más desgano) al chavismo oficial…
12
La oposición democrática es un sentimiento nacional que no cabe ni va a caber en un partido.
Los objetivos de la oposición democrática son: desplazar la dictadura de Nicolás Maduro y devolverle la vigencia a la Constitución.
La oposición democrática es actualmente el movimiento o sector más grande que hay en el ámbito político de Venezuela.
La oposición democrática es más numerosa que la oposición despótica y el chavismo juntos.
Algunos grupos del chavismo forman parte de la oposición democrática al igual que muchas de las personas que simpatizan con la MUD.
La mayoría de la gente que no milita ni quiere militar en ningún partido está alineada con la oposición democrática.
La oposición democrática es la voz de un pueblo que le está exigiendo al oficialismo que cancele la deuda electoral que el Estado tiene con las venezolanas y los venezolanos desde el año 2016.
La oposición democrática es la ciudadanía convocándose a sí misma para rechazar la fraudulenta Asamblea Constituyente que el dictador Nicolás Maduro le quiere imponer a Venezuela.
 
13
Yo voté a favor de la actual Constitución cuando su entrada en vigencia fue sometida a referéndum popular. Sé que hay gente que votó en su contra y hoy en día la defiende. Las dos posturas son válidas. También es válida la posición de quienes quieren sustituirla después de haber votado a favor de ella en el año 1999. Lo que no podemos tolerar es que la legítima pretensión de sustituirla venga acompañada de una estrategia antidemocrática en la que el pueblo no tiene ni la posibilidad de decidir si convoca para tal fin una Asamblea Constituyente ni la posibilidad de escoger a los constituyentistas a través de unas elecciones universales, secretas, directas, libres y transparentes ni la posibilidad de decidir si aprueba o no aprueba la nueva Constitución.
Yo no voté por Maduro ni por los diputados que hoy tenemos (en ambos casos me abstuve), pero en estos momentos apoyo a los diputados y me opongo al “gobierno” de Nicolás Maduro. Esto se debe, entre otras cosas, a que nuestros diputados no están intentando eliminar la alternabilidad democrática y el “gobierno” de Nicolás Maduro sí.
Nos toca gritar en coro:
No queremos la fraudulenta Asamblea Constituyente que el chavismo oficial está promoviendo…
No queremos que Maduro y sus secuaces sigan obstaculizando la realización del referéndum revocatorio, las elecciones regionales y las elecciones para escoger los diputados de Amazonas …
No queremos que el CNE, la Defensoría del Pueblo y el TSJ sigan haciendo el papel de agencias politiqueras al servicio del PSUV…
Queremos que le regresen a la Asamblea Nacional todas sus facultades…
Queremos que liberen a los presos políticos…
Queremos que vuelva a entrar en vigencia nuestra Constitución…
14
El dictador Nicolás Maduro sabe que no podrá mantener indefinidamente la suspensión de los procesos electorales y por eso se ha venido preparando para montar un escenario que le permita a él correr con ventaja (lo de siempre, pues)… Y anótenlo: el dictador y los candidatos del dictador van a correr con ventaja y van a poner en práctica todas las artimañas que conocen: inhabilitación de varios candidatos y de varios partidos opositores, utilización de recursos públicos para financiar su campaña, aplicación del chantaje laboral a los trabajadores de la administración pública, invisibilización mediática de los políticos que adversan al PSUV, etc… ¡¡¡Pero no nos desanimemos!!!… Ni siquiera desarrollando ese guión el dictador conseguirá lo que quiere… Lo esencial es que las venezolanas y los venezolanos que rechazamos la dictadura y defendemos los principios básicos de la democracia nos mantengamos juntos y articulados más allá de las diferencias secundarias que tengamos… Somos aproximadamente el 85% de la población… Nos toca asumir el reto electoral… Nos toca derrotar al dictador y a su dictadura con votos… ¡¡¡Y lo vamos a lograr!!!…
15
Si el CNE saldara la deuda que el Estado tiene con las venezolanas y los venezolanos desde el año 2016 ajustándose a lo que establece nuestra Constitución, el PSUV perdería todas las alcaldías y todas las gobernaciones, los diputados de Amazonas los obtendría nuevamente la oposición y Nicolás Maduro quedaría revocado luego de la realización del referéndum. Y si el CNE organizara otro referéndum para que el pueblo decidiera si quiere convocar una Asamblea Nacional Constituyente, pues ganaría el NO. Para intentar evitar que eso ocurra, el PSUV ha montado una trampa… Lean los siguientes artículos para que sepan cómo está estructurada esa trampa con la cual Nicolás Maduro pretende que la minoría que lo apoya se imponga ante la mayoría que lo adversa:
·      Constituyente: reglas manipuladas para ganar con el 20% de los votos (Héctor Briceño)
·      Disléxico o pintor: notas sobre las bases de la constituyente corporativa (Antulio Rosales)
·      Cómo es que el CNE ha blindado el triunfo del PSUV en la constituyente (Orlando Zamora)
16
El espontáneo, masivo y heterogéneo movimiento socio-político de carácter democratizador que adversa al chavismo oficial se va a desintegrar cuando las personas que lo componen cumplan el único objetivo que comparten: el desplazamiento de la dictadura de Nicolás Maduro. De esa desintegración van a surgir grupos con orientaciones ideológicas diversas que tendrán una tarea común: reconstruir el Estado partiendo de la conciencia anti-totalitaria que ha adquirido la mayoría de la gente a lo largo de estos últimos años…
Yo formo parte de ese espontáneo, masivo y heterogéneo movimiento socio-político de carácter democratizador que adversa al chavismo oficial. Para estar allí no necesito un carnet ni el visto bueno de ningún líder. Tampoco necesito pedirle permiso a las organizaciones antimaduristas que han preferido no sumarse a este movimiento aluvional para que me “dejen” hacer equipo con ciertas ciudadanas y ciertos ciudadanos cuyos planteamientos no me convencen….
Lo primero es desplazar la dictadura de Nicolás Maduro. Ya habrá tiempo para definir otras cosas…
A %d blogueros les gusta esto: